Régimen de promoción economía del conocimiento. Ley 27.506 (BO 10/06/2019)

Se crea el "Régimen de Promoción de la Economía del Conocimiento", que tiene por objeto promocionar actividades económicas que apliquen el uso del conocimiento y la digitalización de la información. A continuación se exponen los lineamientos generales del régimen, cuya vigencia será desde el 1º de enero de 2020 y hasta el día 31 de diciembre de 2029.

Actividades promovidas: 

  1. Software, servicios informáticos y digitales, incluye servicios de cómputo en la nube. 
  2. Producción y postproducción audiovisual (incluidos los de formato digital), 
  3. Biotecnología, bioeconomía, biología, bioquímica, microbiología, bioinformática, ingeniería genética y sus ensayos clínicos, 
  4. Servicios geológicos y de prospección y servicios relacionados con la electrónica y las comunicaciones, 
  5. Servicios profesionales, únicamente en la medida que sean de exportación
  6. Nanotecnología y nanociencia, 
  7. Industria aeroespacial y satelital, tecnologías espaciales, 
  8. Ingeniería para la industria nuclear, 
  9. Fabricación, puesta a punto, mantenimiento e introducción de bienes y servicios orientados al uso de tecnologías de la industria 4.0. 
  10. Actividades de ingeniería, ciencias exactas y naturales, ciencias agropecuarias y ciencias médicas vinculadas a tareas de investigación y desarrollo experimental. 

Requisitos. 

Podrán adherir al régimen las empresas que cumplan las siguientes condiciones: 

  1. Al menos el 70% de los ingresos deben provenir de la actividad promovida. 
  2. Estar inscripto en el registro que se creará a tal efecto. 
  3. Acreditar el cumplimiento de al menos dos de los siguientes requisitos: 
    • Realización de mejoras continúas en la calidad de sus servicios, productos y/o procesos, o mediante una norma de calidad reconocida.
    • Acrediten (en forma conjunta o indistinta) erogaciones en: investigación y desarrollo en las actividades promocionadas en un mínimo del 3% de su facturación total y/o en capacitación de sus empleados en un mínimo del 8% de la masa salarial total.
    • Acrediten la realización de exportaciones de bienes y/o servicios de las actividades promovidas, en los siguientes porcentajes: 
      • Exportaciones de bienes y/o servicios de las actividades promovidas en al menos un 13% de la facturación total correspondiente a esas actividades.
      • Cuando la actividad promovida sea exportaciones de servicios profesionales se requerirá que al menos el 70% de la facturación total provenga de las mismas. De tratarse de micro o pequeñas empresas (Ley 24467), dicho porcentaje se reduce al 45%. 

Beneficios fiscales. 

  1. Estabilidad fiscal en materia de tributos nacionales a partir de la inscripción en el registro (incluyendo impuestos, tasas y contribuciones impositivas y derechos o aranceles a la importación y exportación).
  2. Contribuciones patronales: una reducción de la base para su cálculo por cada trabajador en relación de dependencia. Adicionalmente se dispone un bono de crédito fiscal equivalente a 1,6 veces el monto de la reducción de las contribuciones. Dicho bono es transferible por única vez, el que podrá ser utilizado para el pago del impuesto a las ganancias y/o valor agregado.
  3. Impuesto a las ganancias: se dispone una alícuota reducida del 15%, en la medida en que se mantenga la nómina de personal.
  4. Pago a cuenta del impuesto a las ganancias: los beneficiarios pueden deducir un crédito por gravámenes análogos pagados en el exterior, de acuerdo con la ley del impuesto a las ganancias, cuando se trate de ganancias de fuente argentina.
  5. Retenciones y percepciones en el impuesto al valor agregado: los beneficiarios no son sujetos pasibles de retenciones ni percepciones en el impuesto al valor agregado. 

Costo del régimen promocional. 

Las empresas incluidas en el régimen deben abonar un monto equivalente de hasta 1,50% del monto total de los beneficios fiscales otorgados, cuyo destino será el Fondo Fiduciario para el Desarrollo de Capital Emprendedor (FONDCE). 

Adicionalmente deberán abonar una tasa de hasta el 4% del monto total de beneficios obtenidos por las tareas de verificación y control que realizará la Autoridad de Aplicación.

Otras consideraciones. 

Se invita a las provincias, a la Ciudad de Buenos Aires y a los municipios a adherir al presente régimen. 

Los sujetos beneficiados por la Ley de Promoción del Software Nº 25922, deberán expresar su voluntad de adherir al presente régimen hasta el 1 de enero 2020. 

Las disposiciones de esta ley deberán ser reglamentadas por la Autoridad de Aplicación. 

Patricia Fandiño - Socia

Want to know more?